21/11/2019
Opinión

Cómo vemos nuestra democracia y la del vecino




Desconcertante es lo mínimo que se puede decir sobre el más reciente estudio publicado por el Latinobarómetro: «La imagen de los países y sus democracias».

Está llena de sopresas la evaluación que hacen los ciudadanos de Latinoamérica de la calidad de la democracia en sus propios países, las de sus vecinos latinoamericanos, las de algunas potencias mundiales y las de vecinos culturales como España.

Para los latinoamericanos, en estos momentos, la democracia tiene mucho más que ver con las condiciones económicas de existencia que con valores democráticos como la libertad, la seguridad jurídica  y la  fortaleza de las instituciones.

En este post encontrarás los datos relativos a cómo los ciudadanos de República Dominicana califican su propia democracia, cómo ven las de sus vecinos y las de otros países con los que mantiene buenas relaciones diplomáticas. Algunas percepciones me han dejado con la boca abierta. Supongo que lo mismo pasará con algunos embajadores, como por ejemplo el de Japón.

«La imagen que los pueblos tienen de la democracia en sus países y en otros países nos dice claramente que la democracia de la que hablan los ciudadanos no es la democracia de la que hablan los expertos, los técnicos de la democracia, la ciencia política y la sociología política», se establece prontamente en el informe publicado ayer.

«Esa democracia que está en la mente de la gente está ligada a los vaivenes de la economía, al desempeño de los gobiernos, a los avances que han hecho los pueblos en la lucha contra la desigualdad, mucho más que al estado de derecho, a la separación de poderes o al funcionamiento de las instituciones de la democracia. La democracia de las instituciones no es lo que se evalúa al responder esta pregunta sino más bien pareciera ser los grados de inclusión social de los pueblos».

Más adelante, la investigación que abarca 18 países, avanza esta conclusión:

«El dilema persiste en la medida que las personas se comportan por lo que perciben, es decir las percepciones se vuelven realidad e influencian los acontecimientos individuales y colectivos en una sociedad. Con todo el mensaje de la región es claro, es un mensaje positivo, con una buena imagen de sí mismos y una visión crítica del mundo. Esta visión se cristaliza en la caída de la opinión sobre los países y las potencias, así como en la caída de la relaciones entre ellos y el país de cada cual».

Artículo escrito por Melvin Peña

Melvin Peña es un consultor de negocios en temas de comunicación, marketing e innovación. Ha trabajado para 25 de las empresas más admiradas de República Dominicana en 15 sectores diferentes. También tiene una amplia experiencia como consultor en el sector público, organismos internacionales y empresas multinacionales. Es presidente de la firma Comunicaciones Integradas.

Comentarios