22/04/2024
Opinión

Con empatía hacia causas sociales

No sólo de pan y circo vive el hombre y es demostrable en las últimas entregas de Premios Soberano bajo la producción de Alberto Zayas, una plataforma que reconoce lo mejor del arte y la industria del entretenimiento con repercusión en la economía naranja.

Más de 200 personas dieron vida a un proyecto que puso de manifiesto lo mejor del arte y que dejó claro su compromiso con problemas sociales que requieren de una atención inmediata, como la salud mental.
Ante la mirada del mundo, en una ceremonia que concita los mayores números de audiencia, -por encima de una serie final de béisbol-, la psicóloga y comunicadora Zoila Luna, sembró el mensaje de la necesidad de que nuestras autoridades no vacilen para atender los reclamos de ciudadanos sobre derechos tan fundamentales como la salud.

El diputado Aníbal Díaz, presente en la sala esa noche, ha sido el proponente de un proyecto de ley de Salud Mental que está engavetado ante la indiferencia de los legisladores, y que representa una salida importante ante la situación que viven cientos de familias dominicanas.

Y por si fuera poco, José María Cabral, nos hizo reflexionar sobre la necesidad de valorar el preciado líquido del agua, ante la escasez que vive el mundo.

El llamado de Caroline Aquino, comunicadora que se alzó con el Soberano de Animadora de Televisión, no dejó a todos sorprendidos, luego de confesar la situación que atraviesa su hijo autista.

Sobre ese Premio Soberano quiero hablar, el mismo que permitió que en pleno escenario dos amigos se reconciliaron luego de muchos años, Santiago Matías y Brea Frank. Además demostró que en la música si es posible tener amigos que trascienden en el tiempo, como Gilberto Santa Rosa y Tito Nieves, salseros boricuas que desde que fueron contactados por José Alberto, El Canario, dijeron cuenten conmigo. En el arte también hay solidaridad.

Esta gala permitió poner ante el mundo a un Gran Soberano, orgullosamente nuestro, representante digno de la bachata: Luis Segura; el segundo bachatero tradicional que recibe tal distinción.

Esa misma noche, otro hijo de Segura fue reconocido por más de 30 años de trayectoria: Raulín Rodríguez con un Soberano al Mérito y para cerrar Alicia Ortega, se alzó con el Gran Soberano 2022, la segunda mujer de la comunicación en recibirlo.

El Soberano demostró que sigue siendo la plataforma por excelencia orgullosamente nuestra.

Comentarios