19/02/2020
Política

Aún perdiendo, Fuerza del Pueblo ganará por mucho en las municipales

Leonel Fernández no se equivoca cuando dice que «en tres meses se ha construido una fuerza política decisiva» refiriéndose a lo que llegó a sus manos como Partido de los Trabajadores Dominicanos (PTD) y ahora se conoce como Fuerza del Pueblo.

El próximo domingo, el nuevo partido que tiene al expresidente de la República como líder indiscutible, acude a las urnas en la que se vislumbra como su primera gran prueba y aún cuando la mayoría de las encuestas arrojan resultados que le colocan en tercera posición para esta contienda, todo apunta a que La Fuerza sacará músculos obteniendo sus propias autoridades donde resulte victorioso.

Aún perdiendo, si es que se puede calificar como tal el papel que desempeñará el nuevo partido de Fernández en su primera participación en unas elecciones, La Fuerza del Pueblo superará con creces lo que el exitoso político recibió del PTD cuando llegó a la organización tras su salida inesperada del Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

En las elecciones municipales del 2016, de un total de los 3,842 cargos electivos que se disputaron, el PTD no logró ninguna alcaldía, salieron electos 15 regidores, 17 suplentes a regidores, ningún director municipal, dos subdirectores y dos vocales. Es decir, 36 candidatos de la organización resultaron elegidos en esas elecciones.

Sin tomar en cuenta las candidaturas de la alianza, Fuerza del Pueblo lleva candidatos propios en las provincias de Azua, Bahoruco, Barahona, Dajabón, el Distrito Nacional, Duarte, Elías Piña, El Seibo, Espaillat, Hato Mayor, Hermanas Mirabal, La Altagracia, La Romana, La Vega, María Trinidad Sánchez, Monseñor Nouel, Montecristi, Monte Plata, Pedernales, Peravia, Puerto Plata, Samaná, Sánchez Ramírez, San Cristóbal, San José de Ocoa, San Juan, San Pedro, Santiago, Santiago Rodríguez, Santo Domingo y Valverde.

Es decir, en 31 de las 32 provincias, Fuerza del Pueblo llevará una representación independiente en muchos de los municipios de las mismas. Quizás por eso, Fernández afirmaba este martes en el cierre de campaña en el municipio Santo Domingo Oeste, que a partir del lunes ese partido tendrá «más importancia política y mayor significación».

Una gran hazaña, indudablemente, para un político que tras su salida del PLD, simultáneamente, tuvo que liderar el nuevo cambio de imagen y de nombre del PTD, se enfrenta a un maratón judicial encausado por diferentes sectores que buscan impedir su postulación, organizaba a nivel nacional la estructura casi inexistente del PTD y asumía con determinación la escogencia de la boleta con la que participarán en las elecciones del próximo domingo.

Un enmarañado que solo podía asumir un «animal político» de su estirpe. «Y tendremos una pléyade de regidores de jóvenes integrantes al nuevo ayuntamiento de Santo Domingo Oeste», pronosticó Leonel quien lleva en esa demarcación a Francisco Luciano como candidato a alcalde.

Algunos minimizan esa labor titánica que Leonel Fernández viene realizando, con tan solo tres meses enfrentando desafío tras desafío. «Nos menospreciaban como un grupúsculo que no tendría incidencia en la vida política nacional. En tan solo tres meses se ha construido una fuerza política decisiva en la historia política electoral de República Dominicana», dijo con gran entusiasmo.

La suerte está echada en esta primera gran cita electoral donde se elegirán las nuevas autoridades municipales. No será un asunto de suerte el resultado que logrará Leonel Fernández el próximo domingo, porque aún perdiendo frente los demás contrincantes, ganará por mucho en comparación con lo que era en enero el Partido de los Trabajadores Dominicanos y lo que será la Fuerza del Pueblo el lunes 17 de febrero.

Artículo escrito por Máximo Jiménez

Periodista, crítico de cine. Ex presidente de la Asociación de Cronistas de Arte (2011-2013), autor del libro «La gran Aventura de la bachata urbana» (2018).

Comentarios