06/06/2020
Nacionales

Se lanzó al río Isabela y se ahoga; otro muere manipulando extintor




Un hombre murió ayer en el Distrito Nacional a causa de graves lesiones que sufrió al estallar un cilindro para extinguir incendios que manipulaba, mientras otro murió ahogado luego de lanzarse al río Isabela desde el puente Jacinto B. Peynado.

La Policía informó este miércoles que el obrero Manuel Nova Espinosa, de 43 años, murió poco antes del mediodía de ayer en el Hospital Central de las Fuerzas Armadas, a causa de severos golpes en el abdomen y la pierna derecha.

La explosión se produjo alrededor de las 11:00 de la mañana en la Casa del Extinguidor, donde  laboraba, ubicada en la avenida José Ortega y Gasset número 74 en el ensanche Kennedy.

Nova Espinosa, quien vivía en la casa número 10 de la urbanización Perla Antillana, en Santo Domingo Este, llenaba el cilindro con una sustancia  química usada para extinguir incendios, cuando el artefacto estalló.

La propietaria del establecimiento, cuyo nombre de hace reserva, dijo desconocer qué provocó el estallido del cilindro. La Policía continúa las investigaciones del caso.

Mientras que por otra parte, el señor José Vargas, de 66 años, murió ahogado al lanzarse ayer en horas de la mañana desde el puente Jacinto B. Peynado, que comunica el Distrito Nacional con el municipio de Villa Mella.

Un informe preliminar del caso explica que Vargas residía en la calle Los Trabajadores número12, de Cristo Rey, en el Distrito Nacional, y que había salido de su casa con rumbo desconocido.

El cadáver de Vargas fue sacado de las aguas del río Isabela por una brigada del Cuerpo de Bomberos de Villa Mella, que acudió al lugar.

Familiares de Vargas dijeron que éste se mostraba preocupado en los últimos días debido a que tenía varias deudas que no había podido saldar. La Policía investiga el caso.

 

Comentarios