16/10/2021
Nacionales

Cree tratado con países de Asia perjudicaría comercio RD




Washington, Estados Unidos. El  exembajador dominicano Flavio Darío Espinal advirtió este miércoles ante  la Cámara de Representantes sobre el peligro que representa el Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP), de conceder a los nuevos socios mayores beneficios que a la República Dominicana y demás miembros del DR-CAFTA.

En una audiencia del Sub-Comité para el Hemisferio Occidental del Comité de Relaciones Exteriores de la Cámara de Representantes convocada para tratar sobre energía y el desarrollo económico en la República Dominicana, el diplomático y profesor universitario resaltó los daños en términos de empleo y exportaciones que causarían las ventajas comerciales a países del sudeste asiático con los cuales sería imposible competir en el mercado de los Estados Unidos.

“Ante una carta del presidente dominicano Danilo Media, Barack Obama respondió que nuestras aprensiones serían tomadas en cuenta, pero debemos insistir en la amenaza que pende sobre nuestra economía si no se nos otorga la misma flexibilidad en lo que tiene que ver con la regla de origen para textiles”,  indicó Espinal.

La audiencia estuvo presidida por el representante Matt Salmon, de Arizona, e integrada por los congresistas Gregory Meeks, Jeff Duncan, Albio Sires, Joe Kennedy y Ronald DeSantis.

Tras resaltar la estabilidad política del país durante más de cuatro décadas y el desarrollo económico sostenido de los últimos años, el ex-embajador dominicano ante la Casa Blanca presentó a la República Dominicana como un aliado confiable de los Estados Unidos, empeñada en la construcción de una democracia con instituciones cada vez más firmes.

Por otro lado, Espinal resaltó los avances logrados por la República Dominicana en la solución de sus problemas migratorios a partir de la sentencia del Tribunal Constitucional del año pasado y, más recientemente, con la ley 169 de este año y el Plan Nacional de Regularización.

A su entender, esos mecanismos legales ofrecen una salida al problema de todos los inmigrantes indocumentados y a los nacidos en el país que no calificaban para la nacionalidad de acuerdo a las disposiciones constitucionales.

“Es importante notar que el Gobierno dominicano tenía que aceptar la decisión de la Corte bajo el principio de la separación de poderes, pero ha tomado decisiones rápidas para resolver la situación de las personas a las que incorrecta o ilegalmente se les otorgó la nacionalidad y que en verdad fueron afectadas por la decisión del Tribunal Constitucional”, señaló.

Comentarios