Opinión

Carta a Osvaldo Santana

Muy apreciado Osvaldo:

Te confieso que lancé un grito (destemplado, pero espontáneo) de profunda alegría cuando me llegó la noticia de tu selección como Premio Nacional de Periodismo 2017. Nunca había sentido tan cercano este reconocimiento y niguna otra edición me había movido a prodigar felicitaciones, aun cayendo en manos de gente admirada y respetada.

En esta ocasión ha sido diferente porque el galardón ha ido a ti que fuiste, eres y serás mi referente en este oficio tan controversial por su capacidad de generar los paralelismos más contradictorios: satisfacción, frustración, alegría, tristeza, energía, agotamiento, expectativas, desilución, paz, rabia y un largo etcétera.

Pero la referencialidad que deseo resaltar respecto a ti no está anclada a los sentimientos precitados, que pueden ser el retrato voluble de la condición humana, sino a la coherencia, la equidad, el coraje, la personalidad, la determinación y la capacidad de ser libre en medio del concierto de intereses que siempre rodeará a esta profesión tuya y mía.

Siendo mi director en El Siglo en su segunda etapa (en la primera tuve el privilegio de estar bajo la dirección de otro maestro periodístico venerable y emblemático, don Bienvenido Álvarez-Vega) aprendí de ti cómo hacer un periódico interesante, respetuoso y provocador, sereno e iconoclasta, revoltoso y creíble.

En Última Hora reconfirmé las virtudes de periodista sagaz que te adornan trabajando contra el tiempo sin perder la calidad para sacar a las calles en un proceso de dos o tres horas al meridiano gratuito. La experiencia fue efímera, pero la enseñanza amplia, ya que hube de separarme para asumir la dirección ejecutiva de El Caribe, el diario que está hoy a tu cargo y donde despliegas cada día tu talento de editor. Eres un lujo para cualquier periódico.

Un abrazo,
Víctor

 

Artículo escrito por Víctor Bautista

Máster en Dirección de Comunicación OBS/Universidad de Barcelona. Proyect manager del plan de comunicación de crisis de la Asociación de Bancos de la RD a raíz de la caída de tres bancos en 2003. Director de comunicación de la ABA. Editor económico, jefe de redacción, director de medios impresos, de TV e internet. Diplomado en economía por Empírica y Universidad Católica Santo Domingo. Productor del segmento Contante & Sonante (economía y finanzas) en el programa Cuentas Claras.

Comentarios