Nacionales

Apresan en San Cristóbal a teniente de la ARD por homicidio ex concubina




Agentes adscritos a la Dirección Central de Investigaciones Criminales (DICRIM) de la Policía apresaron al primer teniente retirado de la Armada de la República Dominicana (ARD), Juan Montero de la Rosa, de 47 años, quien era perseguido, acusado de haber ultimado de varios disparos a su ex pareja sentimental Rocío Contreras Pérez, de 29, por alegados motivos  sentimentales, en un hecho ocurrido en la calle Esperanza del sector Los Guandules, en el Distrito Nacional, en fecha del  23-05-2014.

La uniformada dijo además que al prevenido también se le acusa de ocasionarle herida de bala en la pierna izquierda a la señora Mercedes de la Cruz, de 44 años, al ser alcanzada por uno de los disparos que realizó contra su ex concubina, cuando ésta caminaba por las cercanías del lugar justo en el momento en que ocurrió el suceso.

El informe indica que la occisa falleció a consecuencia de múltiples heridas de bala, según el diagnóstico del médico legista actuante, ocasionadas por su ex concubino Montero de la Rosa, quien fue apresado mediante la orden de arresto No.0426-2014, en la calle Palo Hincado de la provincia San Cristóbal, ocupándole una pistola marca Colt, calibre 45mm, No.207890, con su cargador y tres cápsulas, que portaba en calidad de oficial retirado, la cual presuntamente utilizó para ultimar a Rocío y herir a Mercedes.

Según la versión ofrecida por Lidia de Jesús (a) Báez, de 60 años,  residente en el referido sector, ella y Rocío caminaban juntas por los escalones de la dirección antes señalada, donde se presentó el agresor a manifestarle a su ex pareja que se fueran para la casa, ya que en aquel entonces ellos tenían aproximadamente un mes separados por los alegados maltratos constantes que Rocío recibía por parte del prevenido, por lo que al oponer resistencia, le realizó varios disparos ocasionándole las heridas que le provocaron la muerte, logrando a su vez herir a Mercedes en la extremidad antes citada.

Montero de la Rosa, al ser cuestionado verbalmente sobre el crimen admitió su autoría, además del arma de fuego en mención, se le ocupó un celular, un carnet, dos tarjetas SIM y una memoria de almacenamiento de datos, de acuerdo a la nota publicada por la policía.

Comentarios