Nacionales

Mariano Barroso: “La alegría es innegociable, pese a los recortes”

“Si vosotros y yo somos iguales. ¿O es que la ley de la gravedad os afecta de manera diferente por tener privilegios, poder o mi dinero en vuestros bolsillos?” La duda metafísica la plantea una madre cuando harta de darse contra el techo de cristal, reacciona a la merma sin tregua de las ayudas que recibe su hija con parálisis cerebral. Esta madre se llama Rosario en la ficción, Nuria Gallardo en la realidad. La actriz es la mitad de Recortes, la unión de dos piezas teatrales rescatadas del movimiento alternativo Theatre Uncut de Reino Unido por el cineasta, ahora director teatral, Mariano Barroso, con la ayuda de Juan Cavestany.

En 2010, cuando el primer ministro inglés David Cameron comenzó a ajustar su política económica a los designios de Bruselas, el teatro reaccionó a través de breves obras que se interpretaban por todo el país, libres de derechos, durante un período de tiempo determinado. Barroso encontró uno de los libritos que reúnen estas piezas y del impactó inicial surgió esta adaptación que se estrena hoy en la sala Cuarta Pared de Madrid, hasta el próximo 23 de marzo. “Es estremecedor ver cómo se repiten las mismas situaciones en países diferentes, solo cambian los nombres de los afectados”, asegura el director. Los dramas que se reiteran son los de la sanidad. En ambos casos, un espejo de lo que sucede cada día enfrente de nuestras narices.

El montaje teatral que Mariano Barroso, Nuria Gallardo y Alberto San Juan protagonizan y sustentan ante la falta de producción, viene precedido por la etiqueta de urgente. “El teatro tiene la ventaja de la inmediatez”, plantea el director. “No nos planteamos cumplir con ninguna función. Hacemos teatro para dejar algún poso, pero no como una misión. Es muy útil convertir la energía de la agresión y devolver algo creativo”.

Artículo escrito por admin

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vestibulum facilisis auctor vulputate. Ut luctus mi sed elit posuere laoreet. Nam posuere erat nec velit luctus mattis. Nam velit libero, consequat non venenatis vitae, tempus sit amet mauris.